Myanmar. Problemas con el alojamiento.

En la actualidad (febrero del 2012) el alojamiento en Myanmar está siendo un problema para los viajeros.

El número de visitantes ha aumentado exponencialmente en los últimos años y no así en la misma proporción el número de camas. Vamos, que no hay oferta suficiente, sobre todo de tipo sencillo y barato, muchos negocios están super llenos y los precios están subiendo mes a mes. 
Ha sido el alojamiento más caro, y encima de mala calidad en muchos casos, de lo que hemos recorrido  por el sudeste asiático

Muchas GH tienen casi 20 años y no todas están bien mantenidas. Las habitaciones más baratas son muy básicas, generalmente sucias, con baño compartido (especialmente en las grandes ciudades como Yangon y Mandalay).

La oferta barata es algo limitada para extranjeros. No hay tantas guesthouses (y casi todas aparecen en las guías) en proporción al número de turistas actuales. A menudo están llenas, sobretodo en temporada alta que es de mediados de septiembre a marzo.
Así es que los precios van subiendod e año en año y mientras los turistas paguemos...

No se están abriendo nuevos negocios o tan sólo unos pocos, no suficientes. Y el gobierno prefiere autorizar la construcción de enormes hoteles que permitir pequeñas y sencillas  guesthouses.

No está autorizado a los birmanos alojar extranjeros, es decir que el home-stay está prohibido, lo cual sería una alternativa ideal para solucionar el problema … 
Pero las cosas pueden cambiar rápido en este país. Ojalá. Igual ya han cambiado cuando leas esto.
E incluso comienza a crearse una pequeña comunidad en Couchsurfing, aunque los hosts son extranjeros.


Habitáculos en hotel de Mandalay
Conclusión: mucha gente reserva habitación previamente. 

Cuando nosotras lo intentamos, llamando por teléfono, muchas veces contestaban "full"o tan sólo nos ofrecían habitaciones a partir de 22 dólares, las baratas nos decían que estaban llenas o que no las reservaban. 

Esto  suponiendo que entendieran y hablaran algo de inglés.

Contactar con una guesthouse via email es casi imposible.


El precio medio, para las habitaciones baratas es de 12 a 15 dólares. En general, el desayuno siempre va incluido (es difícil que te lo descuenten). Salvo excepciones puntuales, siempre dan toalla y a veces papel y jabón (raro con baño compartido).


¿Reservar o no habitación?

Es la gran pregunta antes y durante la estancia en Birmania. 

Pensamos que NO hace falta reservar, a nuestro entender.


Es mejor intentar llegar temprano a los lugares para tener más oportunidades de encontrar una buena habitación.
Como mucho, reservar algo para la primera noche en Yangon, sobre todo si tu vuelo llega tarde.
Además, al menos en la actualidad, la única forma de reservar es vía teléfono. Y contactar con Myanmar desde fuera no es barato en muchos casos. En Myanmar no hay posibilidad de momento de obtener una SIM, así es que toca llamar de teléfonos públicos (a 200 la llamada al menos). Olvídate de contactar vía email. Y si reservas a través de buscadores te saldrán sólo habitaciones caras. 
Pero las cosas están cambiando muy rápido en Myanmar y quizás cuando leas esto ya todo haya cambiado.


Reservar es una garantía  ya que la oferta es escasa y cada vez son más los turistas y muchos hoteles baratos están llenos en temporada.

Mucha gente va reservando sobre la marcha, para el siguiente destino (en general, te cobran unos 200 K por la llamada, desde una guesthouse).

El problema es que eso te condiciona el viaje y la ruta ya que debes establecer con antelación el destino y la fecha, más aún si reservas todo con mucha antelación.

El otro problema es que no siempre reservan las habitaciones baratas.

Nosotras no reservamos. Lo lugares más complicados para encontrar alojamiento fueron Yangon, Inle y Mandalay, pero tuvimos suerte y siempre encontramos algo dónde dormir sin arruinarnos. En Yangon y Mandalay terminamos en lugares muy cutres, pero por una noche se aguanta.

Lo más barato que pagamos por una habitación fueron 6.000 K (unos 8$) en Bago y la más cara, 18 $, en Inle.


QUE HACER SI NO SE CONSIGUE ALOJAMIENTO

No nos tocó utilizar el plan B, ya que siempre conseguimos habitación pero según nos comentaron hay las siguientes alternativas:

- Ir a un monasterio y pedir que te acojan. Sabemos que en Inle los monjes han permitido que extranjeros, incluso mujeres, pasen la noche en su monasterio, ya que allí la oferta de alojamiento es limitada. La ventaja es que el lugar es pequeño y es fácil encontrar los monasterios (hay muchos).

- Ir a la policía. Si ya estas desesperado, el último recurso es ir donde los polis y comentar la situación. Se supone que ellos te buscan habitación en algún hotel o guest-house para locales y les autorizan el alojamiento temporal de extranjeros. Esto nos lo comentó una chica, aunque no conocimos a nadie que haya tenido que usar esta alternativa.

- Intentar encontrar host en Couchsurfing, aunque puede que no funcione mucho eso del "last minute request" en Myanmar, con una comunidad tan pequeña... Pero todo cambia...

1 comentario :

Alberto dijo...

En este aspecto yo no tuve ningún problema, al ser temporada baja todo estaba vacío, por lo que en ningún momento tuve que reservar o preocuparme por el alojamiento.

Comentar que el mes de junio es un mes excelente para ir a Myanmar, es cierto que la temporada de lluvias ha empezado, pero a mí a penas me llovió un día o dos en mis tres semanas en el país.

También comentar que en la mayoría de sitios, pese a ser temporada baja, no hacían ninguna rebaja en el precio de los alojamientos, en muchos sitios preferían que el hotel estuviese vacío a rebajar los precios... algo totalmente incomprensible a mi parecer, pero así es.

Publicar un comentario