COUCHSURFING, mucho más que “surfear un sofá” por el mundo.

Comenzamos a usar Couchsurfing a finales del 2012, viajando por Australia. Y nos enganchamos!
Es mucho más que un intercambio, mucho más que hospitalidad!

Todo comenzó con un website en 2004, sin ánimo de lucro, dando inicio a esta red de hospitalidad.
En 10 años, ya hay 10 millones de personas, en casi todos rincones del mundo, y sugue creciendo.
Fue criticado en 2011,  cuando pasó a ser una corporación capitalista, aunque a los usuarios no les afecta mucho directamente, pero sí a algunos de sus principios.



Crear un perfil en Couchsurfing: imprescindible.
Ahora no se puede consultar la web de Couchsurfing sin antes crear un perfil. Así es que este es el primer paso. Y es gratis!
Lo malo: hay muchos perfiles sin actividad real, vacíos, sin texto ni foto.
El inglés es el idioma internacional de CS, mejor saber algo, pero también te puedes apañar con conocimientos básicos. Así es que el perfil, mejor escribirlo en inglés. Y si por ejemplo vas a viajar por América, unas palabras en español o hacerlo bilingüe vienen bien (muchos latinos no hablan español).
Un perfil como en cualquier red social: descripción, fotos, intereses, idiomas, etc.

No es imprescindible recibir, puede que sólo vayas a viajar, seas nómada… aunque se supone que lo bueno es la reciprocidad. Hay gente que sólo quiere quedar, encontrarse con viajeros, mostrar la ciudad, comer. Pero no pueden o quieren ofrecer sofá o dormir en casa ajena.

“Get Verify”: no es imprescindible (te mandan algo a casa para comprobar la dirección; eso de que encuentras más fácil un host ¿?). Hay que pagar 19 €/año! Esto es lo que critican muchos del nuevo CS que quiere hacer negocio.


Confianza.
Todo se basa en eso, la confianza: “hosts” y “surfers” somos desconocidos de primeras.
Leyendo el perfil de cada persona, mirando las fotos, la descripción de la casa, las referencias, te puedes hacer una idea. El estilo, sus preferencias, tranquilos, deportivos, nocturnos, manías, obsesiones… Hay de todo. En general, la gente es transparente y se muestra tal cual es.
Analizar el perfil de la gente es lo más importante, para no llevarte sorpresas, para ver donde te metes y a quien recibes en tu casa. No sólo la solicitud personal.
Un consejo: cuando no estés muy seguro de alguién, mejor NO! Corazonadas.

Gratis y seguro.
No hay dinero de por medio. No se paga ni por ser miembro, ni por contactar. Es simplemente
hospitalidad, intercambio cultural, ayudar, valores no mercantiles.
Para países caros, Couchsurfing es una opción que te aliviará el bolsillo.
Para países donde dormir es barato, te abrirá otra perspectiva de viaje. Bueno, esto pasa en todos los casos.
CS es mucho más que un “sofá” gratis. Conocer locales y viajeros, ver como viven, descubrir otros aspectos menos turísticos del lugar, hablar de tu país y tus experiencias. Y el factor sorpresa que pone a tu viaje y a tu vida.
Pero para usar Couchsurfing también necesitas tiempo: para escribir, contactar, llegar, compartir. Es un intercambio. Analiza tus prioridades.

¿Es Couchsurfing siempre grátis?
Lamentablemente NO. Hay gente, sobre todo en zonas con muchas solicitudes o en zonas no tan desarrolladas donde los hosts piden contribución (unos 5 €/persona/noche… cuando deberían usar AIRBNB u otros medios). También gente con negocios de hostelería o de tours que quieren que les contrates algo. Otros piden ayudas para proyectos personales…
En general, alguna gente lo pone en su perfil o te lo indican en los mensajes, otros no. Para eso están las referencias, para ayudar y comentar.
Algunos piden regalos (suele venir en el perfil) o tienen caja de contribución en casa (muy raro). Vamos, hay de todo!
Nosotras nunca pagamos nada! Se sale del espíritu de CS!

¿Seguro?
Sí, lo es. Es raro oír de casos raros. Nunca hemos tenido malas experiencias en cuanto a seguridad (somos 2 mujeres).
Aunque muchas chicas prefieren evitar quedarse con chicos. Lo malo es que hay gente que usa CS con otros fines más allá de la hospitalidad. 
Para tener al turista cerca y venderle algo. Para ligar, práctica muy común, sobre todo en algunas ciudades grandes (Roma por ejemplo, basta ver cuantos chicos hay inscritos recibiendo sólo chicas).
Sí, se pueden hacer amigos y enamorarte, no hay duda!. Pero que uses CS con el fin principal de ligar, pues no. Salvo que ambas partes lo busquen… y no se abuse!



Comunicación:
Directamente accediendo a tu usuario en el website  www.couchsurfing.com (apartado de mensajería) o por el correo electrónico que indiques te llega una notificación. También hay una aplicación para teléfonos, aunque es una versión más limitada (los perfiles no salen tan completos), pero útil a efectos de comunicación- mensajes.


¿Como buscar un host?
Por ciudades (lo más normal) o regiones o países.
Para ciudades muy grandes, es mejor usar algún filtro (con referencias, conectados recientemente,…).

Referencias:
Muy importantes, en esta comunidad. Para agradecer, para confiar, para ver la actividad, para orientar a otros viajeros/hosts, avisar de problemas. Mira si no hay referencias “negativas” (aunque las han quitado en 2016, siguen poniendo “no recomendado”).
Escribe referencias! Es lo que aporta cada uno. Nosotras siempre lo hacemos, de surfers y hosts.
Si te pasa algo malo, escríbelo. Si te roban, abusan, etc. Cuéntalo. También lo puedes reportar al equipo de CS para que tomen medidas.

Amigos:
Cuando hay más empatía, los puedes añadir a este apartado (menos relevante que las referencias).


Mandar un “request” o una solicitud de Couchsurfing.
Esta operación es la más importante y la que conlleva más tiempo. Hay que leer perfiles, pensar en la ruta del viaje, las fechas aproximadas, requiere cierta planificación.
Las solicitudes se hacen para cada persona, personales, indicando fechas. Si no estás seguro, pon”flexible” e indícalo, no suele haber problema.
Evitar solicitudes de  última hora, aunque en casos de emergencia puede funcionar.
Sé interesante. Manda algo personalizado, al menos el nombre de la persona a la que escribes y algún detalle más para que vea que has leído el perfil y captar la atención (que no parezca un simple “copia y pega”).

Con muchas referencias: será más fácil conseguir “host”.
Para tener referencias, abre tu casa a viajeros, vete a algún evento organizado de CS en tu zona para conocer a gente de la comunidad, que algún conocido de CS te ponga una referencia. Siempre hay un comienzo!
Si tienes un blog de viajes o personal, indícalo (nos funcionó). También hemos recibido gente en casa sin referencias: hay que confiar cuando el perfil pinta bien y el mensaje es lindo!
Hay gente que pone “palabras clave” en su perfil, que tienes que escribir y mandar en tu solicitud, para ver que has leído el perfil.


Solicitudes: ¿Cuántas? ¿Cúando? ¿Duración?
Cuantos más hosts activos en una ciudad, más posibilidades. Pero hay ciudades complicadas, sobre todo donde dormir es caro y hay muchos visitantes como Paris, Barcelona, Tokio, Kyoto, New York, Sydney, y no digamos si es en temporada de vacaciones!
No desesperes, es suerte, pero también planificación: en estos casos más difíciles, necesitarás mandar la solicitud con más antelación, al menos 3 semanas o un mes antes (nosotras para Tokio y Kyoto lo hicimos con más de 2 meses!).
En general, 2 semanas antes es una buena práctica.

Evita “requests” de última hora, del estilo “hola, he llegado a la ciudad, ¿no tendrás un sitio donde dormir?”, o “hola, de repente me he dado cuanto de que mi tren llega ahí mañana, ¿estás disponible?”… Muchas de nuestras solicitudes han sido así durante el verano del 2015 en España. CS no es “hago clic y consigo donde dormir for free” NO.

Emergencia: si es algo imprevisto, sé coherente, intenta explicar bien que ha pasado para ser creíble. A nosotras nos funcionó en Darwin-Australia y Temuco-Chile. Suelen haber grupos en algunas ciudades. Pero a poder ser, que sea excepcional (señal que el viaje va bien, eh).

Mejor mandar unas cuantas solicitudes para tener más posibilidades. Depende de la lista disponible, de tu tiempo y tu paciencia.

¿Cuántos días solicitar? De media, 2-3-4 días es correcto. Hay gente que limita  concretamente en su perfil el número de días, algunos por la bajo y otros (pocos) te reciben incluso una semana.
Ya en casa, sobre la marcha, todo se puede hablar si hay empatía.

Crear un viaje público
Fácil, es un mensaje general para toda la comunidad de una ciudad. Pero, no suele funcionar demasiado, es impersonal. A los “hosts”, les llega simplemente una lista semanal de gente buscando. No lo recomendamos.


EVENTOS, VIAJEROS, DISCUSIONES, GRUPOS
Otros apartados, de segundo plano de la comunidad de CS. Si quieres poner un anuncio, compartir excursiones, viaje…
Grupos: de autostop, zonas geograficas, emergency couch, LGBT, hay de todo. No es obligatorio unirte a uno.
No lo usamos mucho.

Respuesta a tus “requests”:
Si, quizás, no. Todo depende de la disponibilidad. Aunque la respuesta sea negativa, intenta dar las gracias a la persona, un detalle. Mucha gente no contestará a tus requests.
Si aceptas, en general, mejor no mandar dirección ni teléfono hasta que todo quede bien confirmado en fecha y disponibilidad. No hay problema en solicitarlo si eres “surfer” y el “host” ya te dirá como proceder para el encuentro. Si te aceptan y dan “sofá”, no pongas condiciones, deberás adaptarte a horarios, privacidad, costumbres, etc. Indica tu manera de llegar, hora prevista de llegada y concreta todo con tu “host”.

CS en la práctica:
Depende mucho de cada situación, persona, país…
Hay que adaptarse a lo que llegue y lo más importante, siempre respetar.
Que no hayan malentendidos… de hora, fechas de estancia… Aclarar todo, preguntar.

Hay de todo: estudiantes, jubilados, parejas, solitarios, familias con niños…Aunque esto varía
mucho de una ciudad a otra, de un país a otro.

El idioma no es una barrera. Aunque en general, la comunidad de CS habla algo de inglés, siempre se consigue comunicar…

Algunos hosts quieren implicarse con el visitante, salir a pasear, recorrer, comer. Otros, poco o nada, conversar algo y ya… también depende de su tiempo disponible.

Muchos dan las llaves. Con otros hay que llegar o salir a ciertas horas, con ellos. A veces nos han ido a recoger a la estación.

Algunos nos han prestado sus casas varios días, Increíble!

En muchos casos, disponen de habitación, en otros sólo hay un cuarto para todos. En general, se puede usar el baño y la cocina (pregunta si hay dudas).

A menudo nos han preparado desayuno o cena. En muchos casos hemos preparado nosotras algo.

Lo importante: no estás en tu casa. Deja todo limpio, ten todo recogido, no hagas ruido… que no se note que estás ahí…

Hemos ido a navegar, hecho kayak, a recorrer en coche…

Cada caso es una sorpresa, eso es lo increíble de CS!


Nuestras experiencias de Couchsurfing:
Encantadas con las experiencias, recibiendo y siendo recibidas, desde finales de 2012.
Puede ser fácil o complicado conseguir hosts, llegar a las casas, adaptarse a los horarios… En países con poca población y poco Internet, hay menos opciones, pero chequea, nunca se sabe lo que te espera.
Nuestras experiencias han sida casi siempre muy positivas, hemos tenido suerte y nos ha sido fácil, planificando las cosas.
Siempre hemos conseguido “sofá” cuando nos los hemos propuesto. Incluso en lugares difíciles como Tokyo, Kyoto, Sydney, Melbourne, Patagonia…
En algunos países sólo hicimos CS como en Corea (6 semanas) o Japón (2.5 meses) o en Australia (mezclando con Helpx), Chile y Argentina (5 meses). En otros lo alternamos con hostels. En muchos países (especialmente en Europa) no lo hemos intentado casi (salvo de anfitrionas).
En Africa, la experiencia fue agridulce cuando nos quedamos con locales (salvo en Sudáfrica) ya que a menudo hay hospitalidad con otros intereses (safaris, ONGs). En Tanzania, con un chico de California y un Tanzano (compartían casa) ha sido la única vez que nos han robado en una casa!
Nos encanta. Esto del couchsurfing engancha. Crea otros lazos entre la gente. Otras visiones, nuevas amistades.

100% recomendado! 

No hay comentarios :

Publicar un comentario